‘Sufat Chol’ | La aclamada opera prima de Elite Zexer

Rotten Tomatoes: 92%  Metascore: 74  IMDb: 6.9/10

Dependiendo de nuestros intereses particulares, la palabra “Israel” nos transporta a diferentes lugares comunes. Algunos piensan en la belleza de Gal Gadot, la más reciente intérprete de Wonder Woman. Otros piensan en su cosmopolita capital, Tel Aviv, mientras que aquellos clavados en asuntos internacionales no pueden evitar pensar en su conflicto armado con Palestina por la franja de Gaza. No obstante, lo que pocos saben es que muchas de las propuestas cinematográficas más interesantes de la última década provienen de ese país en el Medio Este.

Usando como marco temático la diversidad cultural existente dentro de sus fronteras así como la fuerte presencia militar, las películas israelitas han sido aclamadas por la crítica a nivel internacional. Sufat Chol, traducido como Tormenta de Arena, ópera prima de la guionista y directora Elite Zexer no fue la excepción durante su estreno.

Galardonada con el Premio del Jurado tras su estreno en el Festival Sundance 2016 en la sección de Cine Dramático Internacional, ganadora del Premio Ophir (el equivalente a los Óscars en Israel) a Mejor Película del Año, y la selección oficial de su país de origen para la categoría de Mejor Película Extranjera de los 89° Premios de la Academia (no quedó nominada), Sufat Chol es un crudo retrato de la realidad persistente en las lejanas aldeas beduinas al sur de Israel, un lugar en el que las mujeres aún siguen siendo sometidas a la voluntad de los hombres a su alrededor.

Jalila (Ruba Blal) sufre en silencio una de las humillaciones más grandes de su vida. Su esposo, Suliman (Hitham Omari) ha decidido contraer segundas nupcias con una mujer mucho más joven que ambos y es ella quien tiene que organizar la celebración. Frustrada e impotente, especialmente ante los esfuerzos de Suliman en darle una mejor vida a su nueva esposa de la que le ha ofrecido a ella y a su familia, Jalila no duda ni un instante en descargar sus frustraciones en la mayor de sus hijas, Layla (Lamis Ammar).

Por su parte, Layla es una joven que, en apariencia, ha recibido los privilegios de la mentalidad progresiva de su padre: recibe lecciones de conducir, su ropa no es tan conservadora como la que usa su madre y le es permitido asistir a la universidad. Sin embargo, oculta de su familia que mantiene una relación amorosa con un joven fuera de la comunidad, lo que traería deshonra a su hogar. Y al mismo tiempo, ni ella ni Jalila saben que Suliman ya he arreglado el matrimonio de Layla a sus espaldas. Ambas situaciones detonan conflictos familiares que no son tan sencillos de resolver.

Zexter es hija de una fotógrafa que documentó por años la vida de los beduinos, por lo que su acercamiento con la comunidad le permitió observar de primera mano sus condiciones de vida. En entrevista con Qantara, la directora confesó que Sufat Chol está inspirada en un caso de la vida real y que aún no le ha mostrado la cinta a la mujer que atravesó por esa situación.

Este realismo permea cada uno de los encuadres de la cinta, los cuales no son completamente placenteros al ojo con excepción de una secuencia en el tendedero. No obstante, la fuerza de las actuaciones mantiene al espectador al filo de su asiento, siempre intrigado ante las decisiones de ambas mujeres. Sufat Chol es distribuida por Netflix, por lo que la encontrarás como un original de la plataforma.

Una colaboración de Ximena Morales para la sección de Cine y Televisión

Solo | Checa el nuevo videoclip de Ruido Rosa

2 thoughts on “‘Sufat Chol’ | La aclamada opera prima de Elite Zexer

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s