Fall To Pieces | Una obra hermosamente melancólica del gran representante del trip-hop Tricky

Rue X Magazine

Con el poder del streaming ahora podemos saltar de una canción a otra, de un género a otro, con tan solo apretar un botón. Sin embargo, aquí en #ruexmag aún nos gusta disfrutar de vez en cuando de la experiencia de escuchar un álbum de principio a fin, en el orden en que el artista lo planeó.

Esta es una colaboración de Ignacio A. Pérez  para la sección de Música

Es por esto que te presentamos discos que nos han cautivado desde la pista número uno hasta el último segundo para que los escuches ya sea en un road trip o en la oficina. Esta semana te presentamos Fall to Pieces de Tricky.

Fall to Pieces | Tricky | trip-hop / pop | 2020 | False Idols | 11 CANCIONES | 28:28 min

Adrian Nicholas Matthews Thaws, mejor conocido como Tricky es una figura bastante peculiar. Sus primeros acercamientos en el ámbito musical lo llevaron a conocer a DJ Milo y a convivir con el ahora famoso Wild Bunch de Bristol. De ahí conformaría junto a Andrew “Mushroom” Vowles, Robert “3D” Del Naja y Grant “Daddy G” Marshall una de las alineaciones más prominentes del trip-hop: Massive Attack.

Tras salir del colectivo en 1995 para lanzar Maxinquaye (junto a la cantante Martina Topley-Bird), el mundo le empezaría a reconocer como alguien incomparable, siempre envuelto por un estilo oscuro y “sofocante” al componer, creando diversas capas y difuminando cualquier límite entre géneros (musicales y físicos) para obtener las partes que mejor se acoplan a su visión.

Este mismo difuminar lo ha trasladado en sus más de 14 lanzamientos, donde procura presentar a artistas emergentes, con las cuales crear una sensación de dualidad Martina Topley-Bird, Francesca Belmonte, Björk, PJ Harvey, Asia Argento, Nneka y Anika. 



Canciones favoritas: 
Fall Please | Hate This Pain | Throws Me Around | Chills Me to the Bone | I’m in the Doorway 

Fall To Pieces se traduce ante el mundo como una re-interpretación del pop, visto en momentos a partir del dolor de la pérdida (pues la hija de Thaws con Martina Topley Bird se quitó la vida durante la producción de este disco), en otros a través de la introspección y siempre con un aire onírico. Este pasaje ritualístico lleno de un profundo sentimiento de deja vu, es, aún bajo toda su oscuridad, bastante “prístino”.

La voz de la cantante polaca Marta Złakowska brilla sobre la carga de los sintetizadores, otorgando a veces, como en “Running Off”, momentos fantasmagóricos, en el cual su particular timbre gobierna de forma helada el panorama. Sin embargo, en otros puntos como “I’m in the Doorway”, Marta se hace a un lado para dar paso a la dulzura ingenua casi irreconocible de la danesa Nanna Øland Fabricius, mejor conocida como Oh Land, rodeada de una carga confusa y optimista. 

“I Hate This Pain” llega como un mantra pesimista, un intercambio inaugurado por el raspado cantar de Tricky, donde el mundo se deshace bajo el continuo repetir de un piano ligeramente desafinado y el ocasional comentario instrumental aletargado de cello, guitarra y percusión. La letra, en su sencillo juego poético, pesa como un constante cortar de la piel, desgarrada lentamente hasta que el daño se vuelve permanente.

 

At ten I’ll take a flight
Try by there I guess I might
I miss my baby while I fly
Lay my head hope I die
What a fucking game
I hate this fucking pain

En menos de media hora, uno es sumergido a uno de los lugares más oscuros del artista británico, no obstante, sale renovado por su visión. “Fall Please” junto con “Chills Me To The Bone” toman las figuras que han definido al pop actual para convertirlas en algo más, llenas de movimiento y una lóbrega sensualidad. Las participaciones de Marie-Claire Schlameus en el cello y Kristof Hahn en la guitarra son sorpresivas, pues saltan como pequeñas estocadas que realzan el espacio donde aparecen. La voz de Thaws toma un segundo plano, pero nunca desaparece, las melodías ofuscadas de su voz resaltan el espacio como pequeños atisbos de humo. 

Todos los elementos de Fall to Pieces merecen ocupar el lugar que tienen. Cada uno traslada algo diferente a una obra hermosamente triste, en el eco que muchas veces es necesario experimentar a partir de la comodidad de la posición del escucha. En lo que va del año este es de los discos con el que más me he perdido, considero que, si aún tienes dudas, dedicar 30 minutos para conocer más, te llevará por un paseo difícil de replicar.


¿Te quedaste con ganas de más? Checa Velox Veritas de Rey Pila

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.